Tanto en varones como en mujeres, el cáncer de colon es en el país la segunda causa de muerte por cáncer.

Estamos teniendo cifras similares a las de los Estados Unidos, Japón, Canadá y Europa occidental, que son los países con mayor incidencia de la enfermedad.

¿Cuál es la característica más importante?

Evoluciona sin síntomas durante un largo tiempo.

Por lo tanto se puede prevenir.

Cuando ya da síntomas es porque las lesiones están muy avanzadas, por lo que el pronóstico del paciente depende del estadio en el que se lo trate.

A pesar de poder tener los medios necesarios para detectarlo precozmente que garantiza más de un 90% de sobrevida, un 10% de los casos se detecta tan precozmente. La mortalidad sigue siendo muy alta.

6 cada 10 personas llegan a la primera consulta con una lesión maligna del tamaño casi del puño.

El 20% de ellos tiene metástasis.

Por lo tanto es necesario hacerse un chequeo médico para prevenirlo.

Es mejor prevenir la enfermedad que tratarla.

Diagnóstico se realiza mediante:

  • Tacto rectal.
  • Estudio genético.
  • Colonoscopia, sigmoidoscopía.
  •  Prueba de sangre oculta en las heces.
  • Estudios radiológicos.

¿Cuál sería el grupo de riesgo?

Edad: la mayor incidencia de esta enfermedad es luego de los 50 años y sin síntomas.

–          Dietas Pobres en Fibras y ricas en grasas.
– Predisposición genética: la herencia familiar tiene un importante papel en la aparición de este tipo de cáncer.

Esta desventaja puede emplearse como medida preventiva, con controles periódicos que permitan un tratamiento precoz.
– Historial médico: las personas que padecen pólipos de colon o recto, están más predispuestas a sufrir este cáncer, también quienes padecen, colitis ulcerosa, cánceres de mama, útero, ovario.
– Estilo de vida: la obesidad, el sedentarismo, el tabaquismo, son factores que predisponen para la aparición de cáncer de colon.

Si el resultado es negativo, la persona regresará al año siguiente para repetir la prueba. Si no, se le indicará una colonoscopia.