Nutrición

Además de ser incómodo en situaciones sociales, el mal aliento puede ser la manifestación de una enfermedad o de una nutrición deficiente. Qué alimentos elegir y cuáles descartar para combatir la halitosis.

El mal aliento (halitosis) puede ser ocasionado por algún problema de salud o por no seguir un plan alimentario adecuado.

Hay que prestar atención a la elección de alimentos. Una alimentación adecuada es aquella que es rica en alimentos naturales, capaces de incrementar el agua corporal para evitar la constipación y el mal aliento.

¿Cuáles pueden ser las causas de la halitosis?

– No limpiar adecuadamente la lengua. El cepillado de dientes no es suficiente para no tener mal aliento. En la lengua pueden alojarse y proliferar bacterias. Esto se debe a los compuestos azufrados volátiles (en el área posterior de la lengua).

– La presencia de caries, gingivitis, enfermedad periodontal, dentaduras postizas, boca seca, falta de flujo salival.

– Infecciones en la nariz o garganta y amigdalitis.

– Diabetes, enfermedades pulmonares o abscesos, insuficiencia renal o hepática, afecciones gastrointestinales.

– Carencia de vitamina del complejo B.

– El consumo de alimentos que favorecen el mal aliento: cebolla, ajo, aceituna, quesos curados (de cabra, camembert, roquefort), embutidos, atún, anchoas, salchichas, bebidas alcohólicas.

– Ayunos prolongados.

– Dulces pegajosos, porque quedan entre los dientes.

– Bebidas alcohólicas, como el vino o la cerveza, porque dejan residuos y se pegan a la placa dental, favoreciendo el mal aliento.

 

Tips para combatir el mal aliento

– Limpiando la lengua para evitar cualquier proliferación bacteriana.

– Luego de las comidas, masticar un ramillete de perejil, hinojo, anís o semillas de cardomomo.

– Enjuagues bucales con menta.

– Incorporar alimento ricos en vitamina del complejo B: cereales integrales, frutas secas, coles, coliflor, espinaca, rábanos, endivia, lechuga, levadura de cerveza, entre otros.

– Incluir alimentos ricos en clorofila, que refrescan la boca y dan un excelente aliento, como la manzana.

– Quitar la raíz central del ajo.

– Muy recomendables es el té, que ayuda notablemente a eliminar la halitosis, sobre todo si se prepara con hierbabuena.

– El té verde es un útil recurso, debido ya que presenta sustancias antioxidantes (los polifenoles), que evitan el mal aliento. Tomar después de cada comida.

– Tomar una infusión de anís.

– El café: es un excelente antibactericida por la presencia de su extracto.

Para gozar de un buen aliento, puedes hacer uso de estas medidas sugeridas. No obstante, hay que descartar toda posibilidad de enfermedades. La consulta con el médico es la primera indicación cuando esta sintomatología se prolonga y no se puede controlar.

* Alicia Crocco es Licenciada en Nutrición, autora de Nutrir mi Embarazo, Ansiedad Vs. Saciedad, Creo & Adelgazo, entre otros, y de los libros digitales Como Bien Adelgazo Mejor. Planes A, B, C y D. Conduce y participa activamente en su programa Alimenta Tu Vida, los domingos 18:30 horas. Repeticiones: martes a las 15:00 horas, jueves: 13:00 horas y sábados 12:00 horas (al mediodía), por Metro;www.alimentatuvida.com.